martes, 31 de diciembre de 2013

Balance, Propósitos Y... Mucho Ibuprofeno

Llegadas estas fechas a la gente le da por hacer balance del año y lanzar al viento sus propósitos para el año nuevo... si mi memoria no falla en un pasado yo también lo hice (incluso puede que repetidas veces)... pero este año, directamente, 

NO 

ME

DA

LA

GANA



El 2013 queda como un año decepcionante... así que a nada que se esmere el 2014, seguro, será mejor

Pos eso, que nos vemos en pocas horas. Cuidado con lo que hacéis, que no estaré yo pa vigilaros.

Os espero el Nuevo Año... eso si, una vez que se os haya pasado la resaca, que si no os ponéis insoportables




viernes, 27 de diciembre de 2013

Alineación Cósmica

Si alguien no me suele fallar es Florencio... que le pido un post tardará más o menos pero me regala uno de sus relatos.

Como siempre, SORPRENDENTE, no os lo perdáis...

"De las distintas amigas de Fede Mayte era una de las más especiales. Se conocían desde hace muchos años, se veían muy de cuando en cuando, pero eso no importaba, se querían y podían hablar de lo que quisieran. Tenían un rollo raro, a ella le gustaba Fede, no sabía exactamente qué era, pero le había tentado en distintas ocasiones, no directamente, no era su forma de ser, pero sí para que Fede, que no era del todo tonto, se enterase. En una fiesta hace años incluso le tentó con formar un trío con una amiga suya, Fede, ante sus sugerencias, había respondido como si no se enterase de nada, sonriendo y contestando sus embates con elegantes quiebros.



Mayte llegó a pensar sobre qué tendencia tenía su amigo, no era gay, pero hasta que no comprobó que se relacionaba con otras mujeres (muy eventualmente) dudó de cuál podía ser su rollo.

Y allí estaban, en la fiesta de año viejo, disfrutando, bebiendo, hablando entre ellos y con sus amigos comunes, ella se sentía estupenda, se había puesto su vestido preferido, aquel que dejaba intuir su estilizado tipo, falda cortita para lucir piernas y un escote discreto pero lo suficientemente sugerente. Mayte hacía mucho que no esperaba nada de su amigo, sin embargo, en su fuero interno no dejaba de darse por vencida, pero no sabía qué táctica podía intentar y eso la frustraba, prefería no presionarle y que, en todo caso, si se producía algún tipo de alineación cósmica fuese él el que tomase la iniciativa, ¡¿qué más podía hacer ella?! Le había ofrecido un trío y el tío frío (o indiferente) como un marmolillo.

La fiesta estaba muy bien, buena música, buen ambiente, buena gente, risas y bebida y comida como si no hubiera un mañana. Tanto beber, tanto reír que Mayte tuvo que ir al baño, fue rápido llegó a la taza justo a tiempo, estaba ya terminando cuando vio que se abría la puerta, mierda, pensó, con las prisas no había puesto el pestillo dio un respingo y trató de terminar rápidamente.

Entró Fede, la miró, serio, Mayte se relajó, hubiera sido mucho más incómodo con cualquier otra persona pero Fede era Fede, ella sonrió por la circunstancia y esperó a que se diera media vuelta y se fuera, pero no lo hizo. De hecho se giró y puso el pestillo.

Esto sí que es curioso, pensó ella, vamos a ver por dónde sale.

- ¿Has terminado de hacer pis?
- Casi – Contestó ella mientras cogía un trozo de papel higiénico.
- Bien, termina.
- Bien, ya está ¿y ahora? – Mayte estaba expectante, no sería de los pirados estos a los que les molan las funciones fisiológicas.
- Ahora quédate sentada, quítate el tanga del todo.

Mayte obedeció mientras Fede no se movía, ella se le quedó mirando a los ojos, apoyó el tanga en el borde de la bañera. Fede se acuclilló, ella no se molestó en cerrar las piernas.

- Estás sucia – le dijo en un tono neutro – siéntate en el bidé. Mayte con más curiosidad que otra cosa le obedeció.



Estando ya sentada a horcajadas por fin Fede se acercó, la apartó un poco sin decir nada, encendió el grifo y esperó a que saliera el agua a la temperatura que consideró más adecuada. Dirigió el chorro a las partes de Mayte y comenzó a tocarla, haciendo como que limpiaba, pero no, no era esa su intención, ella cerró los ojos y se dejó hacer, la temperatura era estupenda, caliente pero sin quemar y su amigo sabía lo que se hacía. Estuvo así un rato, hasta que apagó el agua y le dijo simplemente: - Gírate. Así lo hizo y entonces Fede se arrodilló y después se puso casi a ras de suelo, hasta que su cabeza estuvo a la altura del sexo de Mayte, se acercó a ella y le empezó a comer el coño, no tenían una posición cómoda, pero a ninguno de los dos pareció importarle, Fede estaba como loco, como si hubiera sido un presidiario que hubiera pasado décadas sin haber estado con la cabeza entre las piernas de una mujer, no le daba un segundo, lamía, succionaba, pasaba la barba de dos días sobre el sexo encendido de Mayte. Ella disfrutaba, jamás se hubiera imaginado una situación así y la estaba sintiendo como si fuera un sueño bello, sucio y salvaje. Fede añadió a su lengua, a sus labios y a sus dientes los dedos, introduciéndolos en el húmedo y jugoso coño.

Mayte decidió tomar la iniciativa, le apartó la cabeza con fuerza. Le dijo que se levantara y le empezó a quitar el cinturón, le desabrochó el pantalón, se lo quitó y observó que algo pujaba por salir del calzoncillo, a través de la tela comenzó a pasarle la lengua, lo mordisqueó, comprobando que Fede se volvía loco, se separó y lo siguió acariciando, sin sacarlo de su envoltorio, miró a su amigo y comprobó que estaba loco de deseo. Le divirtió, por fin, después de tanto tiempo podía darse una pequeña satisfacción. Pero ella también quería tener esa polla en su boca, así que le quitó los calzoncillos comenzó a chuparla. Despacito al principio, jugando con la punta de la lengua con la punta del glande, después ya más glotonamente, intentando meterse en la boca todo lo que le cabía.

Fede la cogió por debajo de los hombros, la elevó y la puso a su altura, por primera vez se besaron, no fue dulce, fue salvaje y excitante, él notaba el sabor de su polla en la boca de Mayte, ella sentía todavía el sabor de su coño en la lengua de Fede, le bajó los tirantes del vestido y se entretuvo besando y lamiendo sus pezones, mientras ella, con su mano, masajeaba la polla de Fede. Sin transición la cogió y se la subió a horcajadas, le metió la polla y empezaron a follar, el de pie, ella con sus piernas alrededor de él. Jadeando, gritando, sabiendo que la música de la fiesta ahogaría todo ruido.



En un momento, cuando parecía que Fede iba a terminar, la desmontó, se arrodilló y comenzó de nuevo a comerle el coño, Mayte se iba a dejar ir cuando paró y le dio la vuelta, la hizo doblar la espalda y volvió a follarla hasta que los dos terminaron corriéndose.

No se dijeron nada, Fede le dio un beso en la boca y se fue al poco de vestirse. Ella tardó un poco más. Cuando regresó a la fiesta le dijeron que su amigo se había ido. No se lo tomó a mal, ella tampoco iba a tardar mucho. Antes de irse incluso un friki de la fiesta intentó ligar con ella, le dijo como entradilla:
- No sé si sabes que esta noche hay una alineación de Marte con Júpiter y Venus y que además el sol se halla en su perihelio.
- No, no lo sabía – y tras pensar un segundo añadió: pero no me extraña lo más mínimo."


martes, 24 de diciembre de 2013

Feliz... Feliz... Feliz Lo Que Sea

Llegados a este punto, desearos que

¡¡NO OS ATRAGANTÉIS CON LAS UVAS!!


Eeeeeeeeeeeeeeto...


ummmmmmmm... creo que algo falla... bueno, sea lo que sea, que paséis buena noche y os espero el jueves... si, soy de las pringadas que le toca currar todas las fiestas...grrrrrrr


domingo, 22 de diciembre de 2013

La Noche Que Fuí Una Fresa... Tron




Con la cantidad de frutas que hay y me comparan con ¡¡¡UNA FRESA!!!... bueno, no sólo a mi… también a las otras 10 personas que había en el local… la lotería (que yo creo que estaba amañada) quiso que fresa fuera la fruta ganadora… no un melocotón, no un plátano… ni tan siquiera un kiwi… una fresa… ¿fresa o fresón?... ¿fresa pequeñita y ácida o fresón gordote y tentador?

No os quiero destripar más pero probar la experiencia de ser UNA FRESA y si tenéis oportunidad acudir a ver La lotería... 

viernes, 20 de diciembre de 2013

Asnos, Burros, Borricos and Family

Refrán del día

No se hizo la miel para la boca del asno



Ya sabemos que existen muchos cenutrios que no saben apreciar el valor de lo que tienen delante de sus hocicos, pudiendo elegir lo mejor se quedan con la mediocridad pero ¿de donde salió este refrán? Seguramente es sencilla la respuesta pero, en esta ocasión, no he tenido bemoles de encontrarlo...

miércoles, 18 de diciembre de 2013

Tradiciones Navideñas




Tuve un conejito (de los de orejas largas y cuatro patas) regalo del que luego se convirtiera en mi suegro.

Anófeles se llamaba la criaturica... más majo él... se vino conmigo cuando no era más que una tierna bola de pelo, sus orejitas estuvieron varios meses haciéndome compañía... hasta que la mañana de Año Nuevo, aprovechando que me hallaba medio agonizando en mi lecho del dolor después de una dura jornada de despedida de año,... la mmía mamma en compañía del mmío cuñau (que luego se convirtió en ex-cuñau... pero en ese momento no lo era… pero ya sabemos que en esta vida todo lo que se hace te lo devuelve el destino) asesinaron a mi pobrecico Anófeles, no le dio tiempo ni de avisarme, ni de huir, ni tan siquiera de decir pío... un collejazo y a la cazuela.

Anófeles fue servido como comida de Año Nuevo... nadie quería confesar que se había cometido un crimen aquella misma mañana mientras todos dormíamos… pero algo sospechoso se respiraba en el ambiente… y, por aquellas intuiciones de la vida, descubrimos el ASESINATO (cometido con todos los agravantes del mundo mundial: premeditación, alevosía, diurnidad, ensañamiento, crueldad, narración, recreación…  y posterior intento de ocultación del cadáver vía oral). 

Mi disgusto fue mayúsculo al que se unió el resto de la familia, fue solidaria conmigo y NADIE (excepto la mmía mamma y el que sería el mmío ex-cuñau que, como ya he dicho, el destino te devuelve todo) quisieron comer ni una pizca de aquel que fue un miembro más de la familia... amos, que la tradición de no comer conejo (por lo menos conejo de los que van a cuatro patas y tienen unas orejas largas) se prolongó durante varios años.



Moraleja: Amigüitos míos, si tenéis alguna mascota a la que tenéis cariño… recordar encerrarla bajo llave en Nochevieja… no vaya a ser que en Año Nuevo se convierta en el invitado “sorpresa” del banquete

martes, 17 de diciembre de 2013

Este Año Me Pido...




Queridísimo Noel!!!

Ya estamos por aquí, como todos los años.

Este año he querido que mi carta sea de las primeras que recibes, así puedes ir haciendo reserva de mi regalo y no tendrás que decirme, como los años anteriores;

“Querida Dina.
Este año había una gran demanda del regalo que solicitabas, al recibir tu petición ya no me quedaba ninguna unidad disponible.
Otro año será.
Muchos besos.
Santa”

No quiero hacerme la pesada pero ya sabes que me he portado estupendísimamente este año, que he trabajado mucho mucho mucho, que he sacado muy buenas notas y que me he comido todo todo y todo.

También estarás al corriente que, por aquello de seguir la tradición, este año TAMPOCO me va a tocar la lotería (empiezo a tener dotes de adivina) y en tema de salud… he prometido alejarme de los cuchillos y cualquier otro utensilio cortante (por aquello de no seguir tentando mi mala racha)

Pos eso, que una vez que ya he cumplido con el trámite de ponerte al día… me voy a lanzar a hacer mi petición para este año.

Este año únicamente te voy a pedir una cosa… pero de gran importancia… así que estate muy pero que muy atento:

Para este año quiero recibir una llamada de teléfono de una persona muy importante para mí… ¿crees que serás capaz de cumplir mi deseo?

Por este año ya me despido de ti.

Esperaré impaciente tu llegada.

Un fuerte abrazo a la Señora Noel de mi parte.

Dina

PD: Aaaaaaah, si por cualquiera de esas casualidades de la vida no pudieras cumplir mi deseo… te agradecería le hicieras llegar a los Reyes “Majos” esta petición ¿vale?