jueves, 25 de julio de 2013

Su Deseo




“Un día especial merecía una celebración especial”, pensó al despertar.

Era el día de su cumpleaños, le tocaba cambio de década, eran como el inicio de una nueva etapa y le gustaba celebrarlos de una manera especial.

Hoy se dedicaría el día, por completo, a ella, a mimarse.

Se preparó un gran desayuno: zumo natural recién exprimido, un café bien cargadito, un poquito de fruta y un gran trozo de bizcocho de chocolate, al que le colocó 4 velas (una por cada década)



Mientras encendía las velan pensó: “¡Que carajo! Una sólo cumple 40 años una vez en su vida… este año voy a pedir MI DESEO

Desde niña estas cosas le habían parecido una estupidez mayúscula pero, si  lo pensaba fríamente, tampoco era nada malo.

Dedicó unos minutos para elegir bien su deseo (no fuera a ser que se le cumpliera)

Al soplar las velas se dijo en su cabeza: “Deseo tener un amor de verano. Un amor corto pero apasionado”

El verano estaba dando sus últimos coletazos pero aún quedaba el tiempo suficiente para que su deseo se cumpliera.

Con lo mucho que había sufrido se merecía tener esa pequeña recompensa. Saberse querida, admirada, mimada, adorada, deseada… por un hombre. Sentirse como una princesa, como una diosa… a su lado. Mirarle a los ojos y tener la certeza que sólo la veía a ella…Compartir unos días con alguien que la quisiera con locura.



Deseaba tener ese amor adolescente de verano, ese amor que dura unos pocos días y que se recuerda toda la vida.



9 comentarios:

Elvis dijo...

Ciertamente, los amores de verano suelen ser imborrables. Seguramente porque son cortos y apasionados porque se viven como si cada día fuera el último.
Besos.

Dina dijo...

Si mi corta memoria de pez no me engaña es la primera vez que te tengo por aqui, asi que lo primerico de todo: ¡¡Bienvenido por este rinconcito, Elvis!!, es todo un honor tenerlo en mi guarida.

Además de que se vive cada día como si fuera el último es que son historias que se quedan en pausa y lo más importante de todo es que esa pausa se hace en el momento subidón, sin que hayan existido malos rollos... aaaaaaaaains, todos deberían tener (por prescipción médica) un amor de verano anual

Enol dijo...

Tú nunca has escuchado eso de "cuidado con lo que deseas..."? Y va y la tía insensata pide un amor! Dios...

Dina dijo...

Enol, no pide un amor... pide un AMOR DE VERANO... que es paicido pero no igual

Enol dijo...

Fiate y no corras

Dina dijo...

Explícate, Enol, siento curiosidad

gabusiek dijo...

Yo nunca no he tenido amor de verano :D No tengo experiencia ;)


Sigo tu precioso blog y espero que hagas lo mismo con el mio www.gabusiek.blogspot.com
Un beso grande

Enol dijo...

Va... sí me explico pierde todo el interés, pienso que un amor es un amor, y por muy veraniego que sea... siempre puede enfriarse y dejar tras de si un constipado. Pero solo era una advertencia que ni debieras, ni vas a seguir. Vale la pena correr el riesgo. Ves... ya me he puesto serio.

Dina dijo...

Gabusiek, bienvenida por este rinconcito.
Posiblemente un "amor de verano" se pueda tener, también, en pleno mes de enero... lo importante es que sea un recuerdo agradable y duradero en el tiempo (supongo que porque se idealiza)
Te seguiré de cerca. Bsks

Enol, incluso si te pones serio... te apreciamos, jajaja
Quien JAMÁS corre riesgos JAMÁS consigue nada... en ocasiones es interesante arriesgarse al constipado