martes, 19 de octubre de 2010

Un Abrazo

He despertado sobresaltada al notar como unos brazos, en medio de la noche,  me rodeaban para darme un gran abrazo. He tardado unos minutos en darme cuenta que esos brazos, que me rodeaban completamente, eran los míos y, aún así, ha sido francamente agradable el despertar abrazada.

Esto me ha hecho recordar este video, que no recuerdo quien nos enseñó en su día, y desear que mañana se vuelvan a colocar en el mismo punto (que yo me ofrezco voluntaria pa darlos y recibirlos)

4 comentarios:

josefina dijo...

Los abrazos son estupendos aunque nos los demos nosotras mismo.
Un abracico

la maru dijo...

Qué haces este finde? Voy haciendo los carteles, y nos tiramos a las calles.jaja

Dina dijo...

Josefina, si no hay de otros me conformare con los mios pero siguen gustándome mas los que transmiten algo.

Maru, sería para pensarlo pero... que no sea en la puerta del trabajo ¿no te parece?

la maru dijo...

ays no hija no...jajaja